IndustriasZEAS - Fabricación de cuchillos de Albacete

Cómo cuidar tus cuchillos

Cómo cuidar tus cuchillos

Eliminación de la suciedad

El primer paso al limpiar un cuchillo usado es quitar cualquier pelusa, rastro de grasa o suciedad. Algunas de las herramientas más comunes para realizar esta tarea son paños o trapos suaves y limpios, palillos de madera, cepillos de dientes de cerdas blandas. Estas herramientas deben usarse en combinación con un aceite liviano que no se seque ni manche.

Eliminación del óxido

Aceite bien las manchas de óxido de los cuchillos usados y deje actuar durante algunos días. Luego podrá eliminar el óxido raspando la mancha de óxido con la punta de un cuchillo rígido afilado. Una vez más, proceda de forma lenta y cuidadosa. Al raspar únicamente el óxido, dejará intacto el acabado original remanente.

Eliminación de adhesivos

Muchos cuchillos usados tienen restos de cinta adhesiva en el mango de etiquetas antiguas. Es muy fácil eliminarlos frotándolos con un paño suave embebido en removedor de esmalte de uñas. La acetona es el ingrediente activo del removedor de esmalte, por lo tanto, realice la limpieza en un área bien ventilada. También puede usar líquido para encendedores. Debe tener sumo cuidado al usar ambos, ya que son altamente inflamables.

Afilado del cuchillo

Sostenga la cuchilla sobre la superficie de una piedra de afilar en un ángulo de 10” a 15”. Mantenga un ángulo continuo y raspe el filo como si recortara una capa delgada de la piedra. Repita el movimiento a lo largo de toda la superficie de la hoja, comenzando desde el mango y trabajando hacia la punta. Rote la hoja y repita el proceso.

Limpieza de hojas y mangos

Aplique una pequeña gota de aceite en las juntas de su cuchillo y una pequeña cantidad de aceite en un trapo o paño suave y limpio. Luego frote las hojas y el mango con el paño suave. Puede limpiar la parte interna del cuchillo con los hisopos y palillos de madera. Tenga especial cuidado al usar limpiadores de pipas para evitar rayar la superficie con el centro de metal. Los palillos de madera y los cepillos de dientes sirven para limpiar las hendiduras y otras áreas pequeñas donde puede acumularse suciedad.

Almacenamiento de los cuchillos

Cuando haya terminado con la limpieza y sus cuchillos se vean brillantes como nuevos, guárdelos correctamente para asegurarse de conservarlos limpios y sin óxido. Muchos expertos recomiendan guardar los cuchillos envueltos en rollos de vinilo con interior de tela. Ésta también es una excelente forma de transportar los cuchillos para llevarlos a ventas de garaje o exhibiciones. Las vitrinas con interior de fieltro también son un buen lugar para guardar los cuchillos, y además permiten mostrarlos fácilmente.

Unos consejos adicionales

Lavar el cuchillo con un jabón suave y no utilizar el estropajo por la parte áspera, sino por la zona de la esponja.

No mantenerlos en agua durante mucho rato, ya que los mangos —sobre todo si tenemos aguas muy duras— se pueden estropear ligeramente.

Secarlos inmediatamente con un paño suave y absorbente, y una vez secos guardarlos. Es muy importante manipularlos con cuidado: una caída de un cuchillo, además de que puede suponer que se estropee el filo, pone en peligro nuestros pies.

Admiten lavavajillas, en el que se colocan con las hojas hacia abajo, pero hay que tener en cuenta que al final, el calor del lavavajillas termina por dañar un poco las cachas.

 

 

Nuestro objetivo es vender solo aquello que podamos fabricar.

Industrias ZEAS.

Hasta el próximo artículo. 😀 

 

Escribir comentario

Recibe nuestras ofertas y descuentos

©2017 industriaszeas.com - Todos los derechos reservados. Aviso Legal